Refrigeración Industrial

¿Qué entendemos por frío industrial?

Frío industrial es el nombre que recibe la actividad de diseñar, construir, implementar y mantener máquinas frigoríficas para la industria, así como sus instalaciones.

¿Quiénes son los clientes del frío industrial?

Almacenes de producción alimentaria, Restaurantes, Tiendas de alimentación, Fábricas, Panaderías, Bodegas,  etc.

¿Qué instalaciones podemos considerar de frío industrial?

Todas aquellas cuya función excede de un uso doméstico, y es específica para espacios industriales.

Cabe destacar que a muchos elementos del frío comercial (expositores, vitrinas, botelleros, escarchadores de copas y todo lo relacionado con la hostelería) se les denomina coloquialmente frío industrial, pero con la pequeña diferencia de que esta cuida muchísimo más el diseño, ya que está destinada para espacios comerciales de venta al público.

¿Qué abarca el frío industrial?

Desde una enfriadora de agua, para procesos industriales  (climatización o reacciones térmicas), a cámaras frigoríficas (ya sean en un restaurante o de una cooperativa para fruta), a centrales frigoríficas, etc.

Llevamos más de 35 años en el sector; por eso, nuestro objetivo es que nuestros clientes obtengan el producto adecuado, y que este les proporcione el máximo rendimiento.

¿Qué requisitos necesitamos para poder satisfacer tus demandas?

Si la instalación es nueva, va a ser imprescindible saber cuál es tu objetivo, ya que este va a ser el que determinará la potencia necesaria para satisfacer tus necesidades.

  • ¿Queremos una sala de trabajo? ¿Cámara para conservar? ¿Congelar? ¿Ultracongelar?

Las potencias de las máquinas van a variar según nuestra necesidad: no es lo mismo tener una cámara de 10 m x 10 m x 5m a +5ºC, que a -20ºC.

  • Dimensiones

Siempre van a variar: ya sea por la cantidad que necesitamos refrigerar, (cerezas, melones o terneras enteras), o por la movilidad que necesitamos dentro (a pie, carretillas, toro…), o simplemente porque el lugar donde va a estar ubicada tiene unas dimensiones determinadas.

  • Temperatura a la que vamos a entrar nuestro producto

De la misma manera que va a afectar la temperatura que queremos alcanzar, es igual de importante la temperatura a la cual entraremos nuestro producto. Vamos a necesitar más o menos potencia, para poder lograr nuestro objetivo.

  • Qué producto vamos a Refrigerar

Ya que no es lo mismo refrigerar pescado, que carne o frutas, cada producto tiene un calor específico, y este se debe tener en cuenta. No es lo mismo refrigerar una cámara con bebidas, que una cámara que contenga carne, ya que con esta segunda lo que no nos interesa es que pierda kg mientras esté en la cámara.

Lo que no debemos  olvidar es que una cámara frigorífica mal calculada y/o diseñada va a conllevar una pérdida en kg del producto, que se traduce en pérdidas en el producto de venta.

  • Cantidad diaria que vamos a Refrigerar

Una de las variables a la hora de calcular las potencias es la cantidad diaria que vamos a entrar.

  • Refrigerantes

Con las nuevas normativas a nivel Europeo del Reglamento (UE) 517/2014, sobre gases fluorados de efecto invernadero, que se aplican desde el 1 de enero de 2020, este sector ha sufrido un gran cambio tecnológico en los últimos años, con los cambios de muchos de los gases refrigerantes de bajo o nulo PCA.

Dependiendo de las características de la instalación va a ser necesario implementar un Refrigerante u otro.

Si la instalación ya es existente —pero no da el resultado adecuado—, o necesitas una ampliación, esta requiere de un estudio personalizado, y de esta manera poder ofrecerte una solución a la medida.

Con estas variables podemos empezar a trabajar para poder ofrecerte el producto que necesitas.

Sin la posibilidad de producir frío, un 40% de la producción mundial de alimentos se perdería.

Incluimos numerosas innovaciones en cuanto a eficiencia energética, recuperación de calor, etc…, que supondrá un alto nivel de eficacia y fiabilidad durante su vida útil.

Disponemos de una asistencia de emergencia 24h/365 días, ya que entendemos que nuestros clientes no pueden tener cámaras llenas de productos que se puedan estropear.

Nuestros operarios disponen en su totalidad de todos los permisos y titulaciones para la manipulación de dichas instalaciones.

No lo dudes, y pídenos información sin compromiso.

contacta